Cada año llega el verano y con él la misma pregunta: ¿qué hacer para dar más luz natural en ambientes muy cerrados y no morirse de calor con los rayos del sol? Acá algunos trucos para aumentar la luminosidad.

Sabemos que cuanta más luz más amplios parecen los espacios, más armónicos se perciben, mejor nos sentimos y mejores condiciones se aportan para aquellos hogares en los que hay plantas de interior. Necesitamos más luz cotidianamente para tener más vitalidad y energía optimista porque incluye directamente en nuestro ánimo y salud. Si es lo que querés pero no sabés cómo aumentar la claridad en tu casa sin tirar paredes, tomá nota de estos consejos:

1 – Cortinas Roller Screen para aumentar la luminosidad

La primer y principal clave para dar luz en espacios interiores son las cortinas. En verano la luz del sol no es muy bienvenida porque pone muy calurosos los ambientes por eso se debe llegar a un punto medio entre luz y calor. Para empezar hay que elegir telas livianas, claras, en tonos blancos, arena o beige. Para ello, las cortinas de tela screen son las ideales: vienen en la más amplia gama de colores y su textura tiene un micro-perforado que regula la entrada de luz, permite la visibilidad al exterior y la ventilación pero sin dejar pasar los rayos UV del sol (para ver el grado de micro-perforación más conveniente para tu ambiente click aquí). Se adaptan a cualquier tipo de decoración y van en todos los ambientes. Además, el sistema roller para cortinas sreen hace que manejarlas y regular la entrada de luz a gusto sea súper sencillo.

TRUCO: si querés que una ventana pequeña refleje más luz pintá los marcos interiores de amarillo brillante.

2 – Blanco y más blanco

La idea no es que tu casa parezca una sala de espera de un consultorio médico, pero si la meta es iluminar un ambiente el blanco es la única solución. Optá por pintar las paredes de tonos muy claritos en caso que el blanco te aburra. Los muebles que más cerca estén de las ventanas también deberían ser blancos preferentemente para que reflejen la luz, o al menos no colocar los más oscuros en esas zonas. Y para evitar la monotonía jugá con objetos de decoración bien coloridos o contrastantes.

3 – Más espejos y deco de vidrio

Los espejos son como ventanas internas, reflejan la claridad y colocarlos cerca de las ventanas es como duplicarlas, crean nuevos focos de luz natural. También funciona con los adornos de vidrio, aun que en menor medida pero potencian la luz natural. El cristal, objetos brillantes, deco de aluminio o acero (para los que gustan de la tendencia industrial), laqueados o acrílicos.

Leave a Reply

Consultanos lo que quieras!
Powered by